A dónde hemos llegado…

Asistimos impotentes al último capítulo de la especulación en el mundo del videojuego, protagonizada esta vez por las consolas de nueva generación…

Eso es lo que muchos nos preguntamos al ver lo que está sucediendo con las consolas de nueva generación, PlayStation 5 y Xbox Series X/S, cuya falta de stock ha derivado en un mercado donde la especulación campa a sus anchas. De acuerdo, no es un tema nuevo, pero no por ello es menos denunciable, quizá no en lo legal pero sí en lo moral…

No eran pocos los que sabían, desde hace tiempo, que la altísima demanda provocaría escasez de unidades y, como buitres en la carroña, se lanzaron a reservar con la esperanza de hacer negocio con la reventa cuando llegase el momento oportuno. Solo así se entiende que alguien, después de haber pagado 500 euros, se deshaga de la máquina el mismo día o al siguiente a más tardar.

Pero no saldría a cuenta si no fueran a ganar con dicha venta y eso lo saben bien en la franquicia CeX en la que pagan por ambas más de lo que valen nuevas, lo que a su vez lleva a inflar aún más el precio en la venta. Y esto no es nada si lo comparamos con lo que se está viendo en Wallapop, donde la recién llegada PlayStation 5 ha llegado a precios inimaginables.

Es muy triste ver a dónde hemos llegado en el tema del consumo inmediato. Gente dispuesta a pagar más del triple del precio original y especulación por doquier, especialmente dolorosa en el caso de CeX por tratarse no de un particular sino de un comercio con multitud de clientes a los que siempre hay que cuidar. Y creo que aprovecharse de la desesperación de una parte de los mismos, cosa que dicho sea de paso no termino de comprender, no es precisamente la mejor forma de tratarlos…

Está claro que, en el caso de los que pasan por el aro, proceder así es una decisión estrictamente personal pero duele ver cómo muchos alimentan con sus acciones al monstruo de la especulación que tanto daño está haciendo a quienes continúan esperando poder disfrutar de una nueva consola de videojuegos.

Sin embargo, no son los únicos culpables porque todos aquí tienen su parte de responsabilidad empezando por las propias compañías, sabedoras de lo que iba a pasar al distribuir por debajo de la demanda. Puede que no den para más y tal vez la actual situación provocada por la pandemia les haya impedido abastecer a los comercios con más unidades pero ello no rebaja su contribución a esta triste situación porque era algo que se podía prever.

Por otra parte desconozco si en algunas cadenas o tiendas menores se han tomado medidas como por ejemplo la de limitar a una unidad por persona a la hora de reservar, algo que aunque no impida la especulación al menos la puede frenar un poco. Y finalmente, como dije antes, aquellos que compran a precios inflados no se están haciendo un favor ni a sí mismos ni a los demás.

Hace tiempo me habría negado a creer que algo así pudiera suceder pero, ya veis, está pasando. Y va a ir a peor porque hemos llegado a tal paroxismo del consumo que cualquier concepto moral ha sido y sigue siendo maltratado, sojuzgado y enterrado en aras de la posesión de unos productos que van a poder ser disfrutados en cualquier momento del futuro, incluso mejor que ahora si tenemos en cuenta los problemas que han estado dando a muchos usuarios…

6 comentarios en «A dónde hemos llegado…»

  1. Lo más gracioso de todo esto, es que realmente no es nuevo, Nintendo lo lleva haciendo muchisimos años por ejemplo y ya creo que con algunos juegos y consolas pasadas también sucedio. Es lo que tiene vender Hype que la gente se sube al tren sin pensar las cosas racionalmente, pasando lo que esta pasando ahora. Lo más gracioso es lo que tu comentas, que cuando pase un tiempo, veremos apiladas cajas de consolas next-gen sin futuros propietarios… Pero en fin, asi es el consumismo y capitalismo moderno.

    Gran articulo, un saludo ^^

  2. He leído detenidamente tu artículo, y tengo que felicitarte. No solo por lo cuidado de tu redacción y lo bien que te expresas, sino porque sueltas verdades como puños.
    Si tengo que serte sincero, siempre he sido más partidario de comprar las consolas de nueva generación cuando estas ya llevan un tiempo en el mercado, precisamente por lo que comentas de que al principio siempre hay problemas… aparte que con el tiempo acaban saliendo modelos mejores, corregidos, y en packs de mejor precio. Mira si no lo que pasó con las primeras PS3, ¿Qué tenían, 5 0 20 gigas? al poner dos o tres juegos ya la tenías llena.
    Aparte que me parece muy triste el tema de la especulación. Que si bien a nivel particular cada uno ya sabrá lo que hace con su dinero y conciencia (al mismo día ya había PS5 a 800 y 900 € en Wallapop… ¿realmente hay gente que pica? ¿y como puede haber quien se atreva siquiera a echarle tantísimo morro?), pero que empresas con una responsabilidad de cara al público como Cex entre al trapo, me parece ya bastante serio.
    Enhorabuena por tu artículo, me ha encantado leerte. Un abrazo bien grande 😀

    1. Hace muchos años, cuando la tecnología no era tan compleja ni se revisaba tan rápido, no pasaba lo que vemos hoy con las máquinas de reciente salida pero las compañías tienen que ofrecer cada vez más posibilidades para hacer atractivos sus productos y esto ha derivado en un sinfín de problemas como ya hemos visto, especialmente en el caso de PlayStation 5. Y luego está, por otra parte, el ansia cada vez mayor de muchas personas a las que el sistema ha “educado” para consumir voraz y velozmente cualquier novedad cuando, lo sabemos todos, con el tiempo van saliendo versiones mejoradas en uno u otro aspecto, y a un precio menor pero eso de tenerlo “antes que nadie” sigue pesando más en la báscula mental de aquellos que he mencionado.

      Y en cuanto a la especulación sí, sorprende ver cosas así pero si se hacen es porque funciona. Y si funciona es porque hay, como dices, gente que “pica”. Y nuevamente haciéndome eco de mi propio post y de tu comentario, que lo haga un particular no es que esté bien pero bueno, es una decisión propia carente de toda ética y moral pero que entra (por ahora) en lo legal. Ahora, que lo haga un comercio que se debe a sus clientes y que, además, sea de una manera tan descarada vamos, eso sí debería estar perseguido y castigado con, al menos, una buena llamada de atención para que, a la próxima, se lo pensaran mejor antes de proceder así. Por desgracia vivimos en una economía de libre mercado, sin trabas aparentes en este sentido…

      Muchas gracias, Tallopis, por pasarte por este blog y compartir tu opinión sobre un tema que es más serio de lo que muchos creen. Saludos.

  3. Ley de oferta y demanda llevada a sus extremos. A mayor demanda y menor oferta los precios suben, y subirán mas mientras la diferencia oferta/demanda continúe inclinandose hacia lo segundo. Razónes de su poca producción se la podríamos achacar a la pandemia, un mercadeo deshonesto o ambos.

    1. Sí, por desgracia es así aunque no debería ocurrir. Sucede porque la ley lo permite pues de otro modo las cosas seguro serían muy diferentes al menos por las vías legales. Ya otra cosa sería el mercado negro que se fomentara para evitarlas, pero dudo mucho que en ese caso entraran en juego empresas que saben que si les pillan les cierran el negocio…

      En fin, con el tiempo habrá reservas de sobra pero es triste que por un lado y por el otro se llegue a lo que se está viendo. Mucha demanda, poca oferta… y ningún sentido común. Gracias, Leslie, por pasarte y comentar. Saludos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *