Project Zero, de un brillante pasado a un futuro oscuro

0
(0)

Llevo unos días jugando de nuevo al primer “Project Zero” (conocido también como “Fatal Frame”) en mi vieja pero todavía funcional Xbox y una vez más siento su atmósfera opresiva, la tensión que produce a pesar incluso de ser consciente de lo que viene a continuación, la en resumen gran calidad de un título que aportó mucho más de lo que podemos pensar a un género como el de terror y, en concreto, a lo que los juegos conocidos como “survival horror” como los famosos “Resident Evil” o “Alone in the Dark” ya nos habían dado anteriormente…

Pero al mismo tiempo siento tristeza al ser consciente del devenir de esta saga de Tecmo, ahora en manos de una Nintendo que en su momento, a la deriva de la búsqueda de un público “hardcore” como por entonces se denominaba a los jugadores habituales (es curioso por otra parte cómo se han dejado de utilizar esos términos, lo cuál me alegra), adquirió los derechos en exclusiva para sus plataformas con el resultado que todos los que llevamos ya un tiempo en esto y somos especialmente seguidores de la saga ya conocemos.

No obstante, como imagino que puede haber gente que no lo sepa, basta decir que “Project Zero 4”, disponible solo en la Wii, nunca salió oficialmente de Japón. El 5, que es por ahora la última entrega, exclusiva de Wii U, sí lo hizo pero de una manera muy sutil. Llegó a Europa en forma de una edición de coleccionista de la cuál se lanzaron muy pocas unidades, siendo casi inencontrable a día de hoy a no ser que se esté dispuesto a pagar lo que muy probablemente pidan los especuladores que vendan alguna por Internet.

Desconozco lo que Nintendo pagó a Tecmo por la saga pero visto ahora en perspectiva parece evidente que, al menos a los ojos de quienes la disfrutamos, no fue una buena decisión para ninguna de las dos partes y mucho menos para los jugadores que asistimos impotentes a su funeral. Hace poco, uno de los responsables del estudio de desarrollo comentó que le gustaría trabajar en una nueva entrega, pero que eso es algo que está en manos de Nintendo por lo que, en mi opinión, podemos esperar sentados porque va para largo.

De todas formas, y aunque duela decirlo, quizá sea mejor así porque todos sabemos lo que puede suceder (y de hecho sucede) cuando se estira demasiado una saga en el tiempo. Gana en lo técnico merced a los avances en dicho campo pero a menudo pierde la esencia original y termina siendo otra cosa, a veces algo completamente distinto, y solo en muy pocas ocasiones, mejor. Por fortuna nos queda lo que ya salió, las entregas existentes, de las cuales yo solo he jugado hasta la tercera, que por cierto también es exclusiva de un solo sistema, en este caso PlayStation 2. A la cuarta y la quinta podría llegar por otros cauces pero no es una idea que me atraiga en estos momentos…

Seguiré pues jugando y disfrutando del primero y, cuando lo termine, quizá haga lo propio con la segunda parte, también en Xbox. Pendientes quedan por ahora sus respectivos análisis en el blog, que haré en su momento pero me gustaría, para finalizar, preguntaros qué pensáis al respecto. ¿Creéis que veremos una nueva entrega? ¿Se deshará Nintendo de los derechos de la saga algún día o los cederá de manera temporal, permitiendo así que vea la luz en otras plataformas? ¿O está muerta y enterrada, sin ninguna posibilidad de resurrección?

¿Te ha gustado este artículo?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Sé el primero en puntuar este contenido.

Síguenos en
Twitter
Visit Us
Follow Me
Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *